El mejor mezclador planetario para el hogar

mejor mezclador planetarioAl elegir el mejor mezclador planetario entran en juego varios factores: no solo el precio, sino también la resistencia, la potencia, la fiabilidad y, muy importante, los accesorios suministrados.

En los últimos años, en parte por razones económicas y en parte por el redescubrimiento de una dieta más natural y genuina, se ha consolidado la práctica de hacer pan, pasta, pizza, galletas y postres en casa. El uso de un mezclador planetario reduce significativamente los tiempos de preparación, haciendo cada operación más simple y menos fatigante.

La rápida difusión de estos aparatos también se vio favorecida por la simplificación de las máquinas profesionales, que se propusieron al mercado de consumo en tamaño reducido, y por la introducción de harinas específicamente diseñadas para uso doméstico. Y luego, al verlos trabajar en los formatos televisivos más populares dedicados a las recetas y la cocina, se sintió tentado a comprarlos, también gracias a un precio al alcance de un abanico cada vez más amplio de usuarios.

Tipos de mezcladores

Pero, ¿cuál es el mejor mezclador planetario? Empecemos con lo básico. La herramienta más sencilla, aunque no se pueda definir como batidora planetaria, es la batidora clásica que bate y mezcla ingredientes líquidos o cremosos y de harina muy ligera.

Luego está el típico robot de cocina, que además de mezclar, picar, picar, incorpora los ingredientes entre sí: es apto para pequeños trabajos y tiene un solo movimiento rotativo sobre su eje.

Los verdaderos mezcladores planetarios, en cambio, utilizan dos movimientos de brazo, similar al de los planetas alrededor de una estrella: el de rotación sobre su propio eje que mezcla y el simultáneo de revolución alrededor del centro que permite mezclar la masa de la mejor manera posible, devolviéndola al centro. incluso el más en contacto con las paredes. Para ser efectivo, debo tener al menos 3 velocidades de rotación.

Los mezcladores planetarios pueden ser de dos tipos: con cabezal basculante y con elevación / descenso del recipiente. Los más sencillos tienen recipiente fijo, mientras que en otros el cuenco puede girar. Generalmente tienen tres tipos de brazos intercambiables: varilla de alambre de acero para batir, hoja o espátula para preparar cremas y masas blandas, gancho para masas más rebeldes y plásticas como pan y pizza.

Por último, existen amasadoras de espiral, tenedor y doble brazo más profesionales que representan lo mejor en cuanto a amalgama de la masa porque incorporan perfectamente el aire (especialmente en productos fermentados), simulando el movimiento de al amasar con ambas manos.

Batidoras y batidoras: sencillas y rápidas

Las batidoras y batidoras, generalmente equipadas con un batidor de varillas, pueden ser más que suficientes para satisfacer un uso ocasional y poco exigente, como batir huevos, batir nata, mezclar masas para pasteles y crepes.

Se pueden usar en cualquier recipiente o directamente en la olla, pero deben sostenerse en la mano. Algunos de estos son lo suficientemente potentes para mezclar masas con harina que no sean demasiado duras, aunque esta no es su tarea principal.

Mezcladores planetarios: resultados perfectos

Las batidoras planetarias, como ya se ha comentado, utilizan dos movimientos rotativos, uno en su eje y otro con respecto al centro predefinido que cubre una mayor superficie del bol para mezclar mejor los ingredientes.chef de Kenwood

Todos los modelos tienen tres tipos de cuchillas montadas individualmente en el eje del cuerpo de la máquina con acoplamiento simple: batidor para batir claras y nata, hoja para mezclar cremas, gancho o espiral para mezclar harina con agua. En los modelos más simples el cuenco permanece estacionario, en los más avanzados se fija a una plataforma giratoria.

Además, en los modelos con cabezal inclinado, el cuerpo de la máquina está articulado con respecto a la base, lo que permite levantar el cabezal para desmontar la cuchilla incluso si el cuenco permanece en posición.

Arriba y abajo

En los modelos con sistema de elevación y descenso de la cubeta, el cuerpo de la máquina es el mismo que el de los modelos con cabezal inclinado, pero no articulado con respecto a la base. Las cuchillas se pueden desmontar simplemente bajando el nivel del contenedor y luego retiradas desde arriba.

Sin embargo, la elevación del contenedor no se produce solo en función del desmontaje. De hecho, al subirla y bajarla mediante una palanca (generalmente manual), permite que la masa se licúe mejor actuando en varios niveles y a diferentes profundidades. El fondo del cuenco nunca entra en contacto con la cuchilla porque el nivel de deslizamiento ha sido especialmente diseñado para garantizar que esto no suceda.

Cabeza inclinada vs. levantamiento de tazón

El trabajo de un mezclador planetario es el mismo independientemente de los modelos. No obstante, según tus necesidades de uso y practicidad, puedes elegir entre dos tipos de aparatos: uno con cabezal basculante y otro con dispositivo de elevación de cubeta.

Con el modelo de cabezal inclinable, el cuenco se inserta y se retira levantando el cabezal planetario. En esta posición, puede cambiar fácilmente el tipo de paleta y girar con seguridad el bol para colocarlo en la base de la batidora. Para volver a fijarlo a la base de forma estable y segura, basta con tirar del cabezal hacia abajo, bloqueándolo con una pequeña palanca.

En los modelos de elevación del recipiente, el recipiente se coloca primero y se bloquea en los brazos que se extienden desde la máquina. Luego se inserta la cuchilla, fijándola en el eje. Cabe destacar al respecto que, con esta solución de diseño, una vez finalizada la obra, primero se debe extraer la cuchilla sucia para retirar el bol.

Los modelos de lifting son los preferidos por quienes utilizan agua como primer ingrediente y quieren controlar su temperatura; quienes introducen los ingredientes poco a poco los encuentran incómodos.

Si es cierto, entonces, que los modelos de cabeza inclinada son un poco menos voluminosos, hay que decir que los elevadores pueden montar motores más potentes porque tienen una base más estable y se ven menos afectados por las vibraciones.

Los modelos de elevación de tazón son la mejor opción para aquellos que les gusta hacer masas más fuertes y más plásticas, como mezclar harinas para hacer masa de pan.

Cómo elegir un mezclador planetario

Hacer helado en casa, triturar carne, preparar pan … La batidora planetaria es un soporte indispensable en la creación de infinidad de platos. Con un modelo de buena calidad se pueden obtener excelentes resultados en poco tiempo, evitando el uso de ollas y utensilios.

mezclador planetario

La rápida difusión de este aparato se vio favorecida no solo por la reducción de precio, sino también por una disminución de tamaño. Hoy, de hecho, incluso aquellos que no tienen mucho espacio en la cocina aún pueden encontrar un lugar para una batidora.

Estas máquinas son muy eficientes gracias a dos movimientos. La masa se mezcla con la rotativa, pero es la rotación alrededor de la parte central lo que marca la diferencia. Este último, de hecho, permite que la mezcla se mezcle uniformemente en cualquier punto del bol, de modo que las paredes, una vez finalizada la obra, queden limpias.

A la hora de elegir, además de considerar aspectos fundamentales como la solidez y robustez de la máquina, se debe prestar especial atención a la potencia del motor. El término «potencia» significa la fuerza con la que la máquina es capaz de mezclar cualquier tipo de masa, incluso la particularmente dura, sin riesgo de bloquear o, peor aún, de quemar el propio motor.

Sin embargo, en lo que respecta a los materiales de construcción, el acero es sin duda una mejor opción que el plástico, ya que puede resistir fácilmente las “tracciones” provocadas por mezclas densas.

Un mezclador planetario tiene una capacidad que varía según el modelo. Habitualmente, en el hogar, parte de un mínimo de 500 gramos hasta dos kilos. Para familias especialmente numerosas o para quienes necesitan preparaciones más exigentes, también están disponibles batidoras de 5 kg o incluso de 10 kg.

En cuanto a accesorios, la mayoría de modelos del mercado ya cuentan con dos tipos de brazos de cada tres (generalmente el gancho es una opción). Los modelos más caros tienen la oportunidad de montar otros componentes como picadoras de carne, cortadores de verduras, rallador, rodillos de pasta, que también se pueden comprar por separado.

Actuación

La operación que mejor ayuda a comprender qué hace que la batidora planetaria sea tan exclusiva es cuando hay que mezclar las harinas con agua para hacer la masa leudada para pan o pizza. Amasar a mano es un ejercicio de paciencia, fuerza del antebrazo y… esfuerzo.

Gracias a la acción mecánica del mezclador planetario, combinada con la potencia del motor, se pueden obtener excelentes resultados sin ningún esfuerzo y sin dañar la máquina.

Los mezcladores planetarios siempre ofrecen múltiples rendimientos óptimos que otros sistemas no pueden lograr porque se especializan en un solo tipo de operación a la vez. Estos dispositivos, en cambio, son siempre efectivos ya sea que se trate de mezclar masas blandas, espumosas o tenaces y elásticas.

Es cierto que las máquinas planetarias no tienen partes desmontables para mezclar los ingredientes directamente en la olla, pero esa no es su función. Aunque hoy en día los electrodomésticos más caros también dan la posibilidad de montar algunos accesorios en otra sección del cuerpo de la máquina, para moler, cortar, rallar, hacer helado… Algunos modelos incluso cocinar.

Facilidad de uso

La mayoría de las máquinas planetarias tienen diferentes velocidades de funcionamiento y, al tener motores de alta potencia, le permiten trabajar de diferentes formas. De hecho, es posible verter todos los ingredientes en el bol a la vez o añadirlos gradualmente según la receta, sin que el esfuerzo afecte las cuchillas.

Los mejores robots tienen un arranque lento cuando se gira la perilla de velocidad a la primera posición, para una primera amalgama de ingredientes sin causar salpicaduras y manteniendo limpio el bol; luego puede aumentar las velocidades o modularlas según sea necesario.

Los electrodomésticos de alta gama también incluyen el temporizador, una función especialmente útil si quieres experimentar con una nueva receta y evaluar el grado de fusión en diferentes momentos para establecer los tiempos óptimos.

Entre los accesorios suministrados se pueden encontrar faldillas guardabarros, muy efectivas cuando se utilizan altas velocidades. Y a veces los cuencos están equipados con asas para optimizar el bloqueo y desbloqueo del cuenco en la plataforma, incluso permitiéndoles sostenerlos con una mano.

Finalmente, dado que los materiales y accesorios son de acero, la limpieza de herramientas y piezas desmontables es siempre rápida y sencilla. Sin mencionar que muchos de los componentes y algunos accesorios se pueden lavar fácilmente en el lavavajillas.

Especificaciones técnicas

A la hora de elegir una batidora planetaria es bueno prestar atención a detalles como resistencia, peso y calidad de construcción, prefiriendo aquellas de acero que puedan soportar mejor la fuerte tracción de masas más densas.

Sin embargo, además de esto, es recomendable considerar otras especificaciones, entre las que son muy importantes la capacidad de la cubeta y la potencia del motor.

Para uso doméstico, la capacidad del lavabo puede variar de 500 a 2 kilos y hasta un volumen de 5-6 litros. Es importante comprar una batidora de acuerdo con sus necesidades reales, porque los electrodomésticos más grandes funcionan mal con cantidades mínimas de ingredientes. Es mejor optar por una capacidad adecuada para cubrir las necesidades diarias y, si es necesario, hacer dos o más masas consecutivas.

Dependiendo del presupuesto, puede elegir modelos con motores de mayor rendimiento. La potencia generada por el motor se expresa en Watt (W) o también en caballos de fuerza del motor (HP). Existen en el mercado modelos de batidora planetaria con accionamiento indirecto o directo. Los primeros tienen el motor en la base y transmiten el movimiento al brazo a través de una correa; estos últimos tienen el motor aéreo conectado directamente al brazo.

Estas diferencias constructivas también afectan a la potencia: un motor de accionamiento indirecto tiene un mayor consumo porque lo dispersa mucho en los engranajes; en el motor de accionamiento directo, casi toda la fuerza motriz se transmite al brazo y el consumo de energía es menor. Las buenas máquinas planetarias con un motor de accionamiento indirecto deben tener una potencia declarada superior a 1000 W, las que tienen un motor de accionamiento directo (el de mayor rendimiento y caro) pueden tener una potencia de 350 a 500 W.

Accesorios

Los tres accesorios básicos que no pueden faltar en ningún mezclador planetario son los brazos de movimiento, para nada intercambiables ya que cada uno realiza determinadas actuaciones de forma ideal.

El anzuelo es una gran ayuda para amasar cualquier cosa que requiera fuerza y ​​al mismo tiempo lentitud en el movimiento. Es ideal para masas fermentadas que requieren energía para ser mezcladas (masa de pan o pizza, masa quebrada, brisé). Gracias a su configuración que también puede ser en espiral, amasa fuerte y continuamente.

La hoja, también llamada batidora plana, tiene la tarea de mezclar los ingredientes de una masa blanda sin que se hinche demasiado: un glaseado con mantequilla, una cobertura de chocolate – después de haberla derretido – para incorporar aromas y licores, una masa para muffins, cremas grasas a base de huevo. Su suave movimiento, a velocidad mínima o media, incorpora bien los ingredientes, diluyéndolos entre sí y creando una pasta homogénea.

El batidor de varillas es el brazo ideal cuando necesitas montar e inflar un producto semiacabado en poco tiempo y con la cantidad adecuada de aire: las claras de huevo para merengue, bizcocho, nata, son perfectas para batir y sujetar, gracias a la potencia calibrada del mezclador planetario.

Garantía y asistencia

La legislación vigente establece que la responsabilidad del vendedor opera por un período de 2 años desde el momento de la compra, o más bien de la entrega del producto. Algunos fabricantes ofrecen la posibilidad de ampliar aún más el período de garantía del aparato, por una pequeña tarifa.

En cuanto a la asistencia, muy a menudo los fabricantes ofrecen un servicio de soporte básico directamente desde su sitio. Por ejemplo, es posible acceder a una sección de preguntas frecuentes, dedicada a las preguntas más frecuentes, y quizás también pueda consultar y descargar el manual técnico online.

Y para sacar el máximo rendimiento del electrodoméstico, no pocas veces es posible descargar un práctico recetario digital que guía, paso a paso, para conseguir los resultados de un auténtico chef.

Los mejores mezcladores planetarios

Chef de cocina Kenwood KM082

Chef de cocina Kenwood KM096

Premier de Kenwood

Chef de cocina Kenwood KM094

KitchenAid Artisan 5KSM150PSEER

KitchenAid Artisan 5KSM7580X

Chef de cocina Kenwood KM084

Kenwood KMM060 Chef Major Titanio

robot multifunción KitchenAid 5k45ssewh

Kenwood Chef Premier KMC570

Otros artículos que te pueden interesar

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayude a optimizar tu visita. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Puedes aceptar o rechazar su uso siempre que lo desees. Encontrarás más información en nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar